|   27.Julio.2022   |   Por:  
Ecos del Combeima

En video: policías persiguieron un furgón que llevaba fusiles, droga y prendas militares

Crédito: 
Foto Suministrada
Velotax
La persecución fue grabada por los mismos uniformados.

En las últimas horas, se registró una persecución entre algunos individuos y uniformados de la Policía Nacional, cuando las autoridades lograron luego de una balacera, la inmovilización de un camión que transportaba fusiles, toneladas de droga y uniformes de uso exclusivo de las fuerzas militares.

Teniendo en cuenta la información suministrada por los investigadores, estos sujetos se hicieron pasar por militares con el fin de cumplir su objetivo, quienes buscaban llevar el cargamento hasta el departamento de Antioquia.

Según las pesquisas, uniformados adscritos a la seccional de Transito y Transporte se encontraban realizando un puesto de control en el municipio de Pradera, en el Valle del Cauca, por lo que los policiales trataron de detener el vehículo mediante señas hacia un costado de la vía, por lo que el conductor prefirió acelerar y escapar del lugar de los hechos.

De esta manera, los policías iniciaron la persecución en contra de los sospechosos sobre dicha vía que conduce al municipio de Palmira y en medio de una balacera mientras los vehículos se encontraban en movimiento, lograron detenerlos dos kilómetros después.

Posteriormente del cruce de disparos, las autoridades indicaron que dos señalados traficantes resultaron heridos y fueron trasladados a un hospital del Palmira. Además, en la inspección del automotor, los policías encontraron 59 bultos de marihuana de casi 3 toneladas, seis fusiles traumáticos y prendas de uso privativas de la fuerza militares.

De acuerdo con las investigaciones, se estima que los fusiles serían enviados a las disidencias de las Farc y el Clan del Golfo en Antioquia, para que allí personas expertas en armamentos, las modificaran en Armas largas de guerra y que utilizarían para seguir atentando contra la Fuerza Pública. Finalmente, se conoció que las autoridades capturaron y judicializaron a los dos detenidos, mientras que, un grupo especial de la Policía buscan a otros seis integrantes de esas organizaciones crimínales que aprovechando la situación se fugaron de la zona.