Alcaldia
  |   06.Mayo.2021   |   Por:  
Miguel Angel Figueroa

Lamentable: séptimo día de Paro Nacional en Ibagué terminó en desmanes con la fuerza pública

Crédito: 
Suministrada
Aranzalez
La actividad cultural, artística y pacífica que se realizó durante todo el día por parte de miles de ibaguereños terminó con actos vandálicos protagonizados por unos pocos. ¡Los buenos han sido más!
Velotax

Pasadas las 11 de la noche el sector de la calle 60 de la ciudad de Ibagué, habitantes de esa zona informaron sobre una nueva jornada de manifestación violenta perpetrada por un reducido grupo de jóvenes, quienes se quedaron luego de todas las actividades artísticas y culturales que habían realizado miles de personas.

Recordemos que ayer hubo manifestaciones pacíficas por toda la ciudad, las cuales especialmente se concentraron en la plaza Manuel Murillo Toro y posteriormente se desplazaron por la carrera 5ª hasta la calle 37 y la calle 60.

Así mismo, un grueso número de estudiantes se tomó la avenida Ferrocarril, donde se realizaron algunos murales en rechazo a las agresiones de la fuerza pública en la capital tolimense y en otras ciudades del país.

Fue así que hasta las 10 de la noche, la gran mayoría de ciudadanos decidió dar por terminada la jornada y se retiraron hacia sus lugares de residencia. Sin embargo, uno 100 jóvenes o menos, se mantuvieron en la zona, pero para causar desmanes.

De este modo, pasadas las 11 de la noche, estos sujetos decidieron iniciar los actos vandálicos en la calle 60, causando destrozos en Panamericana y algunos otros establecimientos de comercio, por lo cual se hizo necesaria la presencia de la Policía Metropolitana.

Al memento se desconoce si hubo personas detenidas en medio de la jornada de manifestación de anoche.

Vale la pena resaltar que también se reportó por parte de la ciudadanía, que se escucharon disparos en medio de los enfrentamientos entre la Policía y los manifestantes.

No obstante, las autoridades y la ciudadanía han respaldado el excelente comportamiento del grueso de los manifestantes, porque sus actividades han estado enmarcadas en el respeto, el buen comportamiento, la pedagogía y la cultura.