|   17.Febrero.2022   |   Por:  
Ecos del Combeima

"A mí nadie me puede acusar de tierrero": Hernando Álvarez

Crédito: 
Suministradas
El abogado reclama sensibilidad social por parte de los gobernantes respecto a los asentamientos que existen en la ciudad.
Velotax

Uno de los fenómenos sociales que más se acrecentó durante la pandemia en la ciudad, fue el de los asentamientos, debido al cierre de establecimientos, quiebras y despidos a los que se vieron obligados los empresarios y empresas.

Ante este escenario, el abogado Hernando Álvarez Urueña, sostuvo que, "cuando la política del gobierno fracasa, no hay techo para los más vulnerables y por ello se hace la toma de tierra a quien no les toca ese derecho".

Así mismo agregó que, al pensar diferente lo han catalogado como 'tierrero', a lo que respondió que es totalmente falso y que dichas afirmaciones se quedan sin fundamento, teniendo en cuenta que no existe ninguna denuncia penal en su contra.

También manifestó que, su compromiso es defender los derechos de las personas vulneradas y que para ejercer como abogado de las mismas, que ocupan terrenos de forma indebida, deben cumplir dos requisitos: el primero, que no tengan ningún antecedente judicial y segundo, que las personas acrediten con el IGAC que no poseen vivienda con el objetivo de poder asesorar y acompañar el proceso jurídico. 

Del mismo modo, tildó de "irresponsable y bocón" al secretario de Gobierno de Ibagué, Óscar Álexander Berbeo, teniendo en cuenta que el funcionario lo ha señalado a él de 'tierrero' y de delincuentes a los habitantes de estos asentamientos. 

Sumado a ello, mencionó que "lo mínimo que debe hacer un alcalde ante una situación de estas es dialogar o hacer una mesa de concertación", ya que la sentencia establece la obligación del gobierno frente a estas situaciones, señalando que deben validar las condiciones de las mismas. "Yo reclamó sensibilidad social por parte de los gobernantes", expresó.

Igualmente indicó que, en la ciudad faltan alrededor de 46 mil viviendas y mencionó que en los asentamientos pueden haber más de 4 mil familias, las cuales por ley no puede ser desalojadas en épocas de electorales. 

Por su parte, Paola Alejandra Solarte, vocera del asentamiento Mansión de Paz, envió un mensaje al mandatario local y al jefe de la cartera de Gobierno: "Le pido que primero certifique cuáles son las personas que viven solas, no somos delincuentes como nos llama, él (Óscar Berbeo) no está pensando en los derechos de los niños, vayan ante nosotros y hagamos mesa de concertación tenemos derechos de ser escuchados".

Así mismo, Luz Peñalosa residente de Portales de Nazareth, expresó "queremos ser escuchados y que conozcan nuestras necesidades y nuestro día a día. Pedimos una mesa de concertación".