Alcaldia
Gobernación
  |   29.Septiembre.2022   |   Por:  
Javier Soto

Se agudiza enfrentamiento entre el alcalde de Ibagué y la directora de Cortolima

Crédito: 
Ecos del Combeima
Aranzalez
De las armónicas relaciones, cuando se inició el gobierno, ya no queda nada.
Velotax

En enero de 2020, Carolina Hurtado Barrera, hermana del alcalde Andrés Hurtado, era la subdirectora administrativa de la Corporación Autónoma Regional del Tolima, Cortolima, mientras que Leopoldo Alfonso Lannini, hermano de la directora de Cortolima, era el secretario de Hacienda de Ibagué.

Durante varios meses, Andrés Hurtado y Olga Lucía Alfonso aparecían en todos los eventos instituciones y eran los mejores amigos. Hoy de esa relación ya no queda nada. Por el contrario, el tono del enfrentamiento entre el alcalde de Ibagué y la directora de Cortolima sube de tono.

En los últimos días se han agudizado sus diferencias. En los micrófonos de Ecos del Combeima, Alfonso Lannini dijo que la responsabilidad de la cuenca del río Chipalo le compete al Ibal y la administración municipal y que a la autoridad ambiental se encarga de evaluar el plan de vertimientos.

"El Ibal nos debe cerca de seis mil millones por concepto de tasa retributiva. No pagan desde el 2019", expresó la directora de Cortolima. Precisamente, por esa situación, la gerente del Ibal, Érika Palma, interpuso una demanda contra Cortolima 

Entre tanto, el alcalde de Ibagué, Andrés Hurtado, reclamó que se entregue la viabilidad para el plan de saneamiento y manejo de vertimientos. “Menos retórica y más acción. Llevan cinco meses con eso engavetado”, expresó en tono enérgico. Así mismo, pidió que Cortolima pague la deuda de impuesto predial que está en el orden de 120 millones de pesos.

La reacción de Olga Lucía Alfonso no se hizo esperar. En su visita a Chaparral, señaló que “algunos dicen que no estamos haciendo nada por los programas de reforestación, que cobramos la tasa retributiva y no sabe en qué nos la gastamos”.