Alexa
Gana Gana
M30

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 12.Noviembre.2019
Belvedere
  |   17.Junio.2019   |   Por:  
Miguel Angel Figueroa

Adulto mayor murió producto del violento ataque de un perro en zona rural de Ibagué

Crédito: 
Suministrada y tomada de internet
La víctima no tuvo oportunidad de defenderse ante el brutal ataque del animal que le causó graves heridas en el cráneo, de tal manera que se produjo su deceso mientras era trasladado a un centro asistencial. 

El violento ataque canino se presentó en la vereda La Coqueta en la zona rural de Ibagué, donde un hombre de aproximados 60 años e identificado como José Édgar Hernández Serrato, sufrió graves lesiones en sus brazos pecho y la cabeza, de tal manera que se produjo su deceso mientras era trasladado hacia las instalaciones de un centro asistencial. 

Según la información suministrada por las autoridades, el caso se presentó en horas de la tarde del pasado sábado, cuando el señor Hernández Serna transitaba a pie por una vía tercería de la vereda, cuando a su paso salió un perro criollo pero enrazado con pitbull, el cual se abalanzó sobre él para morderlo, causando que la víctima no tuviera tiempo de reaccionar. 

Producto del ataque inicial el señor José Edgar cayó de espalda, generando que el animal desatara su furia en contra de él, causándole graves heridas especialmente a nivel de la cabeza y los brazos. 

Fue así que una pareja del sector al percatarse del brutal ataque, trató de intervenir para alejar al rabioso animal y prestarle auxilio a la víctima quien para ese momento ya estaba bañado en sangre. Luego de un par de minutos lograron ahuyentar al perro llamado 'Drago', de tal forma que pudieron ayudar al adulto mayor quien prácticamente permanecía inconsciente. 

De inmediato el hombre fue evacuado hacia las instalaciones de la clínica Tolima, lugar al cual llegó sin signos vitales producto de las graves mordeduras que sufrió en la cabeza, las cuales le causaron desprendimiento del cuero cabelludo y exposición de la masa encefálica. 

Al parecer esta no es la primera vez que el animal causaba lesiones a la comunidad, toda vez que en la Fiscalía reposa una denuncia fechada el 10 de julio del 2018.

Vale la pena señalar que al lugar llegaron integrantes de la Policía Ambiental quienes se encargaron de decomisar el animal, el cual fue dejado a disposición del CAPA. 

Por su parte, a la propietaria del perro se le impuso un comparendo por no tener al animal amarrado y con bosal, garantizando así las mínimas medidas de seguridad. 

Finalmente, se conoció que la familia del hombre reclamó el cuerpo en las instalaciones de Medicina Legal para iniciar las respectivas actividades exequiales.