Alexa
Gana Gana
Colpatria

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 03.Abril.2020
  |   31.Agosto.2017   |   Por:  

Feria sí pero no adjudicada 'a dedo'

Luego que se conociera el aplazamiento de Ibagué Negocios y Moda es preciso aclarar que a la luz del decreto 092 de 2017 no se pueden adjudicar convenios para eventos sin licitación pública sino en casos excepcionales que el Plan de Desarrollo lo permita.

Esta semana se conoció que la feria Ibagué, Negocios y Moda proyectada para los primeros días de septiembre por Cormoda tuvo que ser aplazada por falta de recursos públicos. 
Contexto
Julio Mendoza, presidente de la Junta Directiva de la Corporación, señaló que ante la ausencia de recursos públicos por parte de la Gobernación y la falta de tiempo para que la Alcaldía suscribiera un convenio con la Cámara de Comercio de Ibagué no permitían garantizar los recursos que permitieran la financiación del certamen.
Según conoció Econoticias, abogados asesores de la Administración municipal le aconsejaron al alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo no firmar el convenio exprés debido a que le podría traer serios problemas a nivel jurídico.  La Gobernación declaró desierta la licitación que buscaba contratar los $674 millones de pesos que costaba la logística del evento de la moda.
La feria de este año hubiera sido la novena versión del evento que reúne a importantes diseñadores, empresas dedicadas a la maquila además de compañías textileras que tienen como objetivo atraer inversión y generar importantes negocios para los textileros tolimenses, sin embargo se debe resaltar que en numerosas oportunidades este medio a cuestionado si realmente el evento estaría impulsando la economía de los pequeños textileros y beneficiando solo a un circulo muy cerrado. 
Irregularidades y señalamientos a la Feria 
El analista Eduardo Bejarano apuntó que está totalmente de acuerdo con la decisión que se tomó desde la Alcaldía dado que este tipo de eventos son muy importantes para impulsar el sector textil pero se debe realizar el proceso con transparencia y a través de una licitación. 
Puntualizó que tal como se ha anunciado la feria para el inicio del año 2018, Cormoda debe iniciar todos los preparativos para lograr reconciliar las diferencias que no permitieron la inversión del sector público –Gobernación y Alcaldía- cumpliendo los requerimientos de ley. 
El comunicado emitido por Cormoda para anunciar el aplazamiento de la feria citaba: 
“Lamentamos la extraña posición de dos medios de comunicación que han desinformado con especulación, mala intención y temerarias acusaciones sobre las directivas de Cormoda y la Feria, un amigable componedor con atribuciones de juez declaró que Cormoda como cumplidora de un convenio con la CCI, no encontraron hallazgos que vinculen a Cormoda en presuntas irregularidades en el manejo de los recursos públicos, esto fue aclarado en su momento y estos medios no lo han comprendido afectando la reputación de respetados empresarios y esta entidad que lo único que ha hecho es trabajar por su sector y su ciudad”.
En este sentido el analista Jorge Palacios explicó que el pasado 20 de agosto del 2016 Cormoda emitió un comunicado en que explicaba la respuesta del ‘amigable componedor’ pero para el 20 de agosto Juan Vicente Espinosa, secretario de Hacienda de Ibagué, solicitó formalmente una auditoria para los 1.200 millones de pesos que entregó Cormoda en los últimos 4 años y de ese requerimiento no existe ningún informe que los salva resguarde hasta el momento. 
"Los señores de Cormoda en su conferencia de ayer manifestaban la importancia de estos eventos para la ciudad después de la gran debacle de los Juegos Nacionales. Es cierto. Pero ningún ciudadano ibaguereño puede olvidar que lo que llevó a esa debacle fue el uso indebido de recursos públicos sin ningún principio de planeación o transparencia lo que llevó a que se esfumaran. Hay sectores que se verán perjudicados económicamente, claro que sí. Pero no podemos seguir pensando provincialmente que las cosas están bien si me beneficio de algo, así el proceso de manejo de recursos públicos esté viciado. Tenemos que dar ejemplo como empresarios y como ciudadanos de que las cosas se hacen transparentemente o no se hacen. Son los recursos de todos.
Señores de Cormoda así ustedes quieren inculpar a los medios de comunicación –entre ellos nosotros- por realizar un análisis minucioso y probatorio como acostúmbramos, es gracias a esto y a las denuncias de Juan Vicente Espinosa que ustedes ahora están en esta situación, por los malos manejos que le dieron a la Feria en el pasado, porque no existe claridad y precisión sobre lo que hizo el señor Pedro Aranda, el papel de los medios es general control social sobre los recursos públicos”, indicó Jorge Palacios. 
Por su parte Eduardo Bejarano cuestionó el cambio de posición de Juan Vicente Espinosa pues el año pasado solicitó una auditoria –de la cual no se conoce el resultado- y sin embargo este año optó por viabilizar los recursos para Cormoda. 
¿Por qué Cormoda depende mayoritariamente de recursos públicos para este evento y no gestiona los suficientes con el sector privado para su realización? 
Desde Ecos del Combeima siempre se ha cuestionado el derecho que tiene Cormoda sobre la Feria Textil y arrogarse una contratación de más de 600 millones de pesos sin que nadie pueda aspirar a licitar este contrato. 
“Cuando se manejan multimillonarios recursos, -670 millones por parte de la Gobernación, 300 por parte de la Alcaldía y más de 100 millones por parte de la CCI- uno se pregunta por qué la Cámara de Comercio no asume ese liderazgo ya que gerencia el Clúster Textil-Confección que es el que reúne a los microempresarios y a quienes verdaderamente hay que impulsar y no a los grandes empresarios como siempre, parece que los recursos públicos solo se invierten en los grandes empresarios cuando la crisis textil afecta en especial a los maquiladores que a duras penas están sobreviviendo con jornadas de 12 horas”, afirmó Palacios. 
Por otra parte importante a resaltar es que este tipo de eventos deben dejar de depender directamente de los recursos públicos e iniciar un trabajo serio y comprometido que ayude a conseguir recursos del sector privado, pues a través de esta figura muchos empresarios exprimen al Estado pero no entregan las cifras económicas de lo que producen.